lunes, 9 de febrero de 2015

Genkakuji o Konnyaku Enma

Kazuki y yo un día empezamos a andar en Ikebukuro sin rumbo concreto, y acabamos en el Tokio Dome. Hacia el final del paseo, a Kazuki le llamó la atención el nombre de un templo, ya que en el cartel de fuera ponía "Konnyaku Enma".
¿Y qué tiene eso de curioso? Pues el konnyaku es un tipo de gelatina insípida hecha de un tubérculo, que se usa bastante en estofados, por ejemplo, y Enma es, en la mitología budista, el rey del infierno y juez de los muertos.


Dentro vimos que este templo se llama Genkakuji -源覚寺. También se conoce como Konnyaku Enma-, y ya pudimos ver la historia y el porqué del curioso nombre.

Cuenta la leyenda que una anciana que tenía problemas con la vista solía ir a ese templo y rezar a una estatuilla de madera del rey Enma para que le ayudara. Un día que se encontraba allí rezando él le dijo que se quitaría uno de sus ojos para dárselo a ella, y cuando miró a la estatuilla, a ésta le faltaba un ojo, con sangre saliendo del hueco, y ella de repente podía ver bien. Esta mujer era muy pobre, pero quería agradecérselo, así que dejó de comer su comida favorita, que era konnyaku -es barato- para llevársela a él como ofrenda.


Por esto, actualmente venden konnyaku en el templo, y se puede rezar al rey del infierno para problemas relacionados con la vista.

Esto es konnyaku, para quienes no lo hayáis visto antes.


En las ema del templo podemos ver representaciones de Enma tuerto, pero también hay otra figura que llama la atención.


Eso que parece una montaña de sal con delantal es... exactamente eso, una montaña de sal con delantal. Hay un pequeño altar con un par de montañitas de sal a las que se puede rezar, pero no investigamos el porqué de esto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario