martes, 23 de enero de 2018

La primera nevada del año

Vino un frente frío a Tokio y alrededores, y con el mismo ayer tuvimos la primera nevada del año.
Tokio y Saitama son muy como Madrid cuando nieva. Caen 4 copos y se colapsa el transporte público. Por eso, y teniendo que coger el tren por la tarde, temía que fuera a tener problemas para volver a casa, pero afortunadamente mi línea funcionó sin problemas -al menos mientras estuve fuera-.

Menuda rasquita que hacía.

Odio la nieve -en general odio cualquier cosa relacionada con pasar frío-, pero no todos los días ves Kawaguchi tan teñido de blanco, así que hice fotos antes de volver a casa. Se me puso la mano como un tomate por eso de usar el móvil, pero nada que una jarra -o dos- de té caliente no solucione.






A la mañana siguiente -es decir, hoy- salió el sol. Aún así, todavía no se derrite, así que andan las calles principales llenas de gente con palas quitando la nieve. Las calles secundarias siguen de esta guisa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario