domingo, 6 de diciembre de 2015

Intentando aislar las ventanas de modo barato

En multitud de ocasiones me he quejado del frío que hace dentro de las casas japonesas en invierno y su ausencia de aislamiento térmico. En nuestra sala de estar -porque es donde estamos normalmente y donde está la tele. Sofá no tenemos- tenemos puestas las mesas y los portátiles al lado de la ventana, justo debajo de donde da el chorro de aire del aire acondicionado calefacción dos en uno. El problema es que la ventana irradia frío hacia adentro, y claro, mientras estoy usando el ratón se me congelan las manos por mucho que tenga la calefacción al máximo.
Por eso pensé este año en intentar solucionar este problema aislando la ventana de modo económico, y me fui al todo a 100 del barrio a por materiales para ello.
Esto es lo que compré.


Plástico de burbujas, sí. Lo ví el otro día y había que probar, que total, si luego no funciona solo son 108 yenes.
Según las instrucciones, hay que limpiar la ventana primero.

¡Hola, vecinos!

Luego hay que cortar el plástico para ajustarlo al tamaño de la ventana, rociar la ventana con un spray de agua, y adherirlo a ella.

Tal que así.

Como veredicto, no es que sea un aislamiento perfecto, pero se me han dejado de congelar las manos cuando uso el ordenador y la temperatura al lado de la ventana parece haber subido un grado según mi termómetro de mesa.

2 comentarios:

  1. Si no tenéis sofa, para ver la tele os sentáis en cojines en el suelo? ^^UUU

    ResponderEliminar
  2. No, movemos las sillas y nos sentamos ahí (son sillas con ruedas, como las de oficina), pero vamos, no es que veamos mucho la tele, la tenemos más para jugar a la consola XD

    ResponderEliminar